Desde el martes, 11 de enero puede verse y disfrutarse la exposición “Esculturas Monumentales” de Juan Méjica cuyo montaje ha sido seguido con expectación. La muestra es el resultado de la colaboración entre la Fundación Méjica y el Ayuntamiento de Alcázar de San Juan y ha sido inaugurada por la alcaldesa de Alcázar, Rosa Melchor.

En la inauguración la alcaldesa agradecía al artista la posibilidad de disfrutar de las esculturas que están recorriendo diferentes ciudades de España; Alcázar es la quincuagésima ciudad que visitan. Insistía en que esta muestra inicia la actividad en un nuevo espacio que aparece en la ciudad y que va a tener muchas posibilidades culturales y de todo tipo, como mercadillo medieval, zona de conciertos en la calle, etc. Esta es una exposición muy especial, no solo por ser la primera en este espacio creado en la plaza de toros, sino porque permite que la gente se relacione con las esculturas, que las toque y participe de ellas. Permite además descubrir la recién remodelada zona de la Plaza de Toros con un punto de vista diferente, un espacio que ha sido financiado con FEDER, dentro de la Estrategia EDUSI para la ciudad.

Juan Méjica es un reputado artista asturiano de amplia trayectoria en el ámbito nacional e internacional. La exposición, que se podrá contemplar hasta principios de abril, incluye siete piezas de grandes dimensiones – casi 4 metros de altura y 5 toneladas de peso – , y se ha mostrado ya con notable éxito en cuarenta y nueves ciudades españolas en una muestra itinerante que arrancó en Oviedo a comienzos de 2010. Entre otras, ha visitado Valencia, Sevilla, Valladolid, Málaga, Cáceres, Granada, Gijón, Ávila, Huelva, Mérida, León, Burgos, Jaén, Puertollano, Úbeda, Zamora, Tarragona, Córdoba, Toledo, Ciudad Real, Badajoz, Getafe, Jerez de la Frontera, Valdepeñas, etc.

Estas “Grandes Esculturas en la Calle” nos descubren algunas de las piezas tridimensionales más representativas de la “Galaxia Méjica”. Son esculturas que reinterpretan en una aleación de acero y cobre sus motivos más reconocidos como el toro, el asturcón, el tejo, o los antropomorfos. En todos los casos, obras despojadas de cualquier elemento accesorio, y convertidas en iconos de gran potencia expresiva por su carácter simbólico y formas extrudidas.

En suma, una exposición que reúne tradición y vanguardia, figuración y abstracción, a través de un lenguaje tan expresivo y personal como el de Méjica. “Se permite tocar las esculturas”, señala el artista Juan Méjica. Desde luego, su imponente presencia contribuirá a la familiarización de la ciudadanía con la escultura contemporánea así como a descubrir el diálogo de las piezas con el propio entorno urbano de Alcázar de San Juan.

Para contacto FUNDACIÓN MÉJICA – http://mejica.org/